Mi viaje a Londres (primera parte)

Justo cuando escribía la entrada sobre la Semana Santa en el Reino Unido, mi ordenador decidió apagarse repentinamente para no volver a encenderse. Ooopsie!!! Resulta que estaba lleno de virus porque jamás lo había formateado (¿de verdad que hay que formatear los ordenadores una vez al año?) y confiaba en que funcionaría por siempre. Claramente, era algo que no iba a pasar. Pero no creáis que esta fue la razón (además de las vacaciones de Semana Santa, claro está) por la que he desaparecido del blog durante estas semanas. Los planetas se alinearon y surgió un repentino viaje a Londres. ¡El primer viaje a UK desde que empecé la aventura de Crazy for UK y nada más y nada menos que a mi queridísimo Londres! ¡Qué suerte la mía! Han sido sólo cuatro días, pero han sido intensos y bien aprovechados, ya que no hemos parado de patear esta ciudad tan mágica, que de tantas veces vivida y visitada es un poco como volver a casa. Y como no, os he traído muchas y muy bonitas fotos. No soy fotógrafa, pero esta ciudad es de lo más fotogénica y pocas fotos pueden quedar mal. Pues en Londres me planté un jueves de marzo, concretamente en la orilla norte del río Támesis a la altura de Blackfriars, y esto es lo que vi hasta que llegué al Big Ben y las Houses of Parliament. Veréis que no pude quitar el ojo al London Eye. Me encantaría mostraros aquí más fotos (según J. me pesaba el dedo índice), pero para no abusar he hecho una pequeña selección, y podréis encontrar más fotos en mi cuenta de tumblr y, como no, en instagram. DSC_4801DSC_4823 DSC_4824 DSC_4848DSC_4857 Aunque no os lo creáis, conseguí llegar al Big Ben, y la Abadía de Westminster, donde reconvertida a turista, hice la visita guiada, que estaba a punto de empezar. Me encantó presenciar toda la historia que ha pasado por esta emblemática iglesia. Si vais a Londres y queréis entrar en Westminster Abbey para hacer la visita a su interior, no vayáis con prisa porque aquí encontraréis una concentración de toda la historia británica: no en vano, es la iglesia donde se celebran las coronaciones reales, así como un lugar de entierro y conmemoración de figuras ilustres de la historia del Reino Unido. DSC_4863 DSC_4864 DSC_4899 Como se me hacía tarde, dejé para otra ocasión la visita al Parlamento, al que también se puede entrar, y como había ya un poco de hambre después de tanto turismo, fui hasta Borough Market, el mercado más famoso de Londres, en London Bridge. Llegué ya casi a la hora de cerrar pero aún así mereció la pena. DSC_4932 DSC_4935 Desde aquí inicié uno de mis paseos favoritos en Londres, el del Southbank, el paseo por la orilla sur del Támesis. El mercado de Borough es el sitio ideal para empezar el paseo (o terminarlo, si se hace en dirección contraria): desde aquí pasaremos por la catedral de Southwark, el Golden Hinde (el galeón de Francis Drake), el museo de Clink Prison, el Globe Theatre o la Tate Gallery, y eso sólo hasta el puente del Milenio, que es donde yo volví a cruzar a la orilla norte. Pero también os aconsejo seguir hasta el puente de Embankment, desde donde tendréis unas preciosas vistas del Big Ben y el London Eye, o incluso llegar a Westminster Bridge, y así pasar ya a pie de calle por los mismos. DSC_4955DSC_4968 DSC_4981 DSC_4994 Cruzando el Millenium Bridge me pareció increíble ver cómo el pasado y el presente se juntaban a un golpe de vista con el teatro de Shakespeare, el Globe, por un lado, y The Shard por otro, y volví a enamorarme de la catedral de St. Paul’s, que a esas horas de la tarde reflejaba las luces del atardecer. De aquí volví al hotel a prepararme para la cena, nada más y nada menos que en el Fifteen de Jamie Oliver, pero eso lo dejo para próximas entradas. DSC_4999DSC_5020DSC_5026 El viernes hice una ruta algo más desordenada, sin ningún plan. Empecé el día visitando la iglesia de Temple, que es la iglesia templaria que aparece en El Código Da Vinci. Y de aquí volví a pasear por St Paul’s, donde me encontré también a la oveja Shaun, para subir hacia Holborn, el Museo Británico, Russell Square, la British Library y acabar volviendo por Bloomsbury hacia Covent Garden, que estaba tan animado como siempre. DSC_5115 DSC_5203 DSC_5210DSC_5213DSC_5233DSC_5239DSC_5244DSC_5256 DSC_5260 DSC_5262 DSC_5275 DSC_5273 DSC_5281 DSC_5289DSC_5292

Anuncios

3 comentarios en “Mi viaje a Londres (primera parte)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s